A unísono legisladores dan espaldarazo a Abinader en su respuesta a la ONU

Por Abed-nego Paulino

EN SANTO DOMINGO, Viernes, 11 Nov., 2022: Legisladores de los principales partidos políticos dieron un espaldarazo al presidente Luis Abinader en negarse a frenar las deportaciones de haitianos como sugirió la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Los colores políticos de los partidos Revolucionario Moderno (PRM), de la Liberación Dominicana (PLD), Fuerza del Pueblo (FP) y Reformista Social Cristiano (PRSC) se hicieron uno en el Congreso Nacional al aplaudir la contestación del primer mandatario a Volker Türk, alto comisionado de la ONU para los derechos humanos.

El funcionario extranjero exigió al país detener las deportaciones “forzosas” de ilegales haitianos, siendo este argumento deplorado por el presidente, quien dijo que la República Dominicana no solo va a continuar con las repatriaciones, sino que las va a incrementar.

Se pronunciaron al respecto Ramón Rogelio Genao, vocero en el Senado por el PRSC; Julito Fulcar, representante en la Cámara de Diputados por el PRM; Omar Fernández, portavoz de Fuerza del Pueblo (FP); y Gustavo Sánchez, exvocero del PLD en la Cámara de Diputados.

También secundaron al mandatario Amado Díaz, vicevocero de los diputados del PRM, Soraya Suárez Máximo (PRM), Ramón Ceballos (PRM), Sonia Agüero (PLD) y Máximo Castro Silverio (PRM).

A diferencia de sus colegas, el diputado Juan Dionicio Rodríguez Restituyo, representante del partido Frente Amplio en la Cámara Baja, dijo que la respuesta del Presidente tal vez “no fue la más adecuando”, sin embargo, reconoció que la República Dominicana tiene el derecho constitucional de repatriar a todos los ilegales que estén dentro de su territorio.

El congresista denunció que en el país también residen más extranjeros ilegales que también hay que deportar. Además, comentó que es evidente que se debe evitar la corrupción que ha prevalecido durante muchos años en la zona fronteriza.

Declaraciones

Partidos de oposición:

El senador Ramón Rogelio expuso que es un “injerecismo inaceptable” e “irrespeto” el que la ONU quiera establecer la política migratoria de República Dominicana, cuando esta es una facultad que tiene cada estado.

El secretario general del PRSC consideró apropiadas las declaraciones del Ejecutivo y animó al Gobierno a continuar con las repatriaciones masivas de los ilegales haitianos.

Mientras Gustavo Sánchez dijo que “definitivamente la comunidad internacional se pasa”, cuando quiere vulnerar la soberanía de los países sobre el derecho que tienen de manejar el tema migratorio.

Al enunciar que Abinader hizo lo que le correspondía, denunció que la comunidad internacional es avalada por las grandes potencias, las cuales, según argumentó, deberían poner más atención en Haití.

De su lado, Omar Fernández calificó como una “provocación” el pedido de la ONU al país y recordó a esa entidad que la República Dominicana es un país soberano e independiente.

“Eso es una provocación, el pedirle a este país que no deporte a personas que están de manera irregular e ilegal en nuestro suelo”, comentó.

Asimismo, manifestó que está de acuerdo con que se incrementen los esfuerzos para deportar a toda persona de origen extranjero que esté de forma ilegal en la República Dominicana, puesto que, según indicó, eso es cumplir con las leyes, como es la Ley General de Migración.

En tanto, Máximo Castro entiende que el primer mandatario se está comportando a la altura de un presidente patriota y cree que al Jefe del Estado hay que darle el apoyo, porque está “empatalonao” para defender la soberanía del país.

Sonia Agüero aseguró que está de acuerdo y coincide con las declaraciones del presidente Luis Abinader.

Oficialismo

Julito Fulcar dijo que el planteamiento de la ONU es “desconsiderado”, “irrespetuoso” e “injerencista”.

“Mi respaldo total a las declaraciones que asumió ayer el presidente de la República y de la forma en que lo hizo, con mucha autoridad y vehemencia”, señaló.

Agregó que el país es soberano e independiente, además de tener sus normas establecidas y regulaciones migratorias como cualquier otro país.

Exhortó a la ONU a contribuir y solucionar el problema de Haití en vez de emitir tales declaraciones.

Amado Díaz sostuvo que la declaración de la comunidad internacional, emitida a través de Volker Türk, es un acto de «intromisión» y «atrevimiento».

Ponderó que cada Estado se reserva el derecho de admitir o rechazar ciudadanos dentro de su territorio.

Sorara Suárez afirmó que las repatriaciones de ilegales tienen que ser aumentadas.

“Yo me atrevería a decir que todo el Congreso Nacional apoya al Presidente ante sus declaraciones”, sustentó, y aprovechó para denunciar que los organismos internacionales no deben imponer sus resoluciones a los países sino colaborar con ellos.

Ramón Ceballos explicó que como dominicano se siente satisfecho con la energía con que respondió el presidente Abinader a la ONU y añadió que el mandatario contestó como debió reaccionar hace muchos años un Jefe del Estado de la República Dominicana frente al tema migratorio.

La posición dominicana

El presidente Luis Abinader ha solicitado ayuda internacional en varias ocasiones, ha dejado claro que la solución al problema haitiano no es de República Dominicana. También ha asegurado que este país no dará asilo a haitianos y que eso no lo permitiría.

Fuente: elcaribe.com.do

Con tecnología de Blogger.