Los cinco pilares de la problemática ambiental de República Dominicana

 Erosión de las playas, deforestación, sobre pesca, y contaminación, son de los grandes problemas ambientales del país.


Hoy jueves se conmemora el Día Mundial del Medioambiente establecido por la ONU en 1972


En 2017 La Universidad de Notre Dame publicó el Índice de País ND-GAIN, el cual resume la vulnerabilidad de un país al cambio climático y otros desafíos globales. Esto en combinación con su disposición para mejorar la resiliencia.

De 180 países evaluados alrededor del mundo, República Dominicana se ubica en la posición 96 en este índice.

En cuanto a países de América se ubica en la posición 12, de los cuales el número 1 es Haití, como el más vulnerable.

Según otros estudios, en la República Dominicana la pérdida de cobertura forestal nativa y endémica amenaza la biodiversidad. Cerca de un 10% de las especies de flora y fauna están en peligro de extinción. En cuanto a cambio climático, el ecosistema marino parece ser el más afectado, desde el inminente aumento del nivel del mar, el blanqueamiento de los corales, aumento de frecuencia y fuerza de las tormentas, erosión de las costas, hasta el aumento de la presencia de sargazo.

Sin embargo existen problemas medioambientales locales que pueden ser solucionados en el mediano o largo plazo.

Diario Libre consultó a reconocidos ambientalistas y académicos locales sobre lo que consideran los cinco principales problemas ambientales específicos de la República Dominicana.

5. Desechos sólidos y contaminación

Desde hace varios años se discute una ley de manejo de desechos sólidos en el país, sin que se llegue a un consenso. Para los ambientalistas consultados es necesario crear las bases para encontrar soluciones a este problema nacional, en especial regulaciones sobre la producción y disposición de plásticos de un solo uso.

Para Ariel Sing de SOS Ambiente RD, debe existir también un plan de reciclaje nacional.

4. Sobreexplotación de recursos naturales

Históricamente es uno de los problemas recurrentes en el país. Desde la sobrepesca, extracción de arena en ríos, reducción de bosque primario, caza indiscriminada, hasta la extracción de pichones de cotorras para venta como mascotas, entre otras cosas.

En cuanto a los recursos marinos, el incumplimiento a las vedas afecta no solo a la población, sino alteran el equilibrio marino. Un ejemplo de esto es la pesca del pez loro, que es vital para la supervivencia del arrecife y como productor de arena para las playas.

Para el fotógrafo y conservacionista Eladio Fernández es necesario tener zonas libres de pesca, que aunque ya existen en papel, no existe vigilancia ni control por parte de las autoridades competentes.

3. La falta de aplicación de la ley

La Ley General sobre Medio Ambiente y recursos naturales (64-00) tiene por objeto establecer las normas para la conservación, protección, mejoramiento y restauración del medio ambiente y los recursos naturales, asegurar su uso sostenible, tanto para áreas protegidas como para las que no lo son.

Sin embargo, todos los especialistas consultados consideran que en la República no se aplica eficientemente esta ley, en especial algunas de las áreas protegidas.

Para Nelson Bautista, de Acción Verde, existe un asedio contra el Sistema de Áreas Protegidas, comenzando por la expansión agrícola y la descarada explotación intensiva de terrenos dentro de los Parques Nacionales como Valle Nuevo, Bahoruco, Los Haitises y Nalga de Maco. Hechos ampliamente documentados y puestos en conocimiento de las autoridades correspondientes, pero que lejos de actuar con apego a la Ley se empeñan en negarlo o simplemente “dejarlo pasar”.

2. Ordenamiento territorial y uso de suelo

Aunque existe una propuesta de ley, se encuentra en revisión por parte de una comisión.

Esta ley dicta ordenanzas que rigen sobre el uso de suelo y la ocupación territorial en todo el país. Entre sus puntos se encuentra la sostenibilidad ambiental, mitigación de cambio climático y otros aspectos económicos y sociales.

Para Yolanda León de Grupo Jaragua, los conflictos por la tenencia de tierra son causados, especialmente en zonas rurales, por la coexistencia de dos sistemas, uno es las ocupaciones sin título tradicionales, bajo ley que otorga legitimidad a la ocupación sostenida de terrenos que se rige por compraventas notariadas asentadas en las alcaldías locales y el sistema de parcelas georreferenciadas con títulos certificados.

Las áreas protegidas se declararon en este contexto de tenencia dual, y la ley sectorial de Áreas Protegidas sólo reconoce, bajo demandas judiciales, propietarios de terrenos con título certificado para fines de compensación, lo cual acentúa el conflicto.

1. El agua

A principios de este año la población fue llamada a racionar el agua, por la sequía que habría llevado a la mayoría de represas del país a su nivel mínimo. La zona más afectada fue la del noroeste del país.

Cambio climático, sequías, deforestación y contaminación atentan contra la cantidad y calidad del agua. Para Carlos Batista de SOSAmbienteRD, esta falta de conciencia de la población ha convertido los principales ríos del país en cloacas, y amenaza la sostenibilidad del recurso agua en el país.
Los especialistas consultados

Para este artículo fueron consultados Yolanda León, de Intec, Yvonnne Arias, de Grupo Jaragua, Ariel Sing y Carlos Batista, de SOS Ambiente RD, Sesar Rodríguez del CAD, Eladio Fernández, Eco & 1/2 Ambiente RD, Andrés Ferrer, de la Fundación Moscoso Puello y Nelson Bautista, de Acción Verde.

Marvin del CidAUTOR:.,
06 Junio, 2019.
Con tecnología de Blogger.