Plan de reconversión agrícola en SJM, con lento despegue‏


Los primeros resultados de ese programa debieron verse en los primeros siete meses, pero el reloj falló

EN SAN JUAN DE LA MAGUANA: La reconversión agropecuaria que el Gobierno ha diseñado para esta provincia cuenta con todo el respaldo de los productores y la alta dirigencia del sector de la zona. De eso por aquí pocos tienen duda.

Sin embargo, al Gobierno se le critica que siete meses después de un gran anuncio que se hizo, todavía exista una ausencia de acciones (según testimonios recogidos), que no se vean los primeros recursos para comenzar a motorizar el plan y que las autoridades hayan dejado de lado a las principales asociaciones del ramo agrícola en la provincia.


“Hasta ahora todos los productores estamos apoyando el proyecto de reconversión, pero concretamente no se ha hecho nada más que las reuniones con dos misiones del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que han estado aquí y se espera una tercera”, asegura Robin Alcántara, presidente de la Red de Organizaciones Agropecuarias Sostenibles del Valle de San Juan. El dirigente agropecuario indica que se están desmontando miles de tareas en el valle y que eso formará parte del proceso.

“Pero nosotros creemos que hay que vincular una cosa con la otra. Por ejemplo, si solo nos vamos por el lado de los invernaderos y no apoyamos el otro tipo de producción tradicional y la tecnificación, no habrá los resultados esperados”, plantea.

En San Juan de la Maguana cerca del 60% de los productores que siembran todos los años, carecen de terrenos propios, además, históricamente ha habido dificultad para acceder a financiamientos de la banca formal. De eso está consciente Robin Alcántara, pero también el productor y dirigente Cirilo Segura, el cultivador de habichuela Eduardo Zabala y Lucas del Rosario, del proyecto AC-200. Por eso, cada uno de ellos favorece que como primer paso, dentro de esa reconversión que se busca, se tome en cuenta la cuestión de la tierra.

Cuando en San Juan de la Maguana un productor no consigue préstamos, por ejemplo del Banco Agrícola, entonces debe tomarlo del mercado informal, en ocasiones a una tasa de interés del 10% mensual, un número muy elevado cuando se mide en función de un año. El sistema de reconversión que quieren en esta provincia, enclavada en el sur dominicano debe tomar ese punto en consideración. Gustavo Báez es un agrónomo sanjuanero dedicado en cuerpo y alma a la agricultura.

Su propiedad es un vivero que tiene todo tipo de plantas, pero no encuentra quien se las compre. “El Gobierno no tiene que ir muy lejos si tuviera interés, yo puedo venderle y multiplicarle las plántulas que quiera, pero a mí nadie se acerca. Por eso, no entiendo de qué reconversión me están hablando”, sostiene Báez, dejando al descubierto el desencanto con la actividad que realiza. “Me ha dado poco resultado. De qué vale tener plantas de aguacate, de café, de guineo (…), de todo, si ni siquiera puedo pagar los empleados que tengo”, apunta, mientras seca el sudor de su frente en una tarde calurosa.

El pueblo sí, el Gobierno no

En San Juan de la Maguana hay optimismo y las pilas están puestas en el sector productivo. “A Danilo que no se lleve de los chismes que le llevan los políticos. Aquí los productores estamos en la cosa, aquí estamos apoyando la reconversión que él quiere, porque nos interesa por, ejemplo, que la lechosa que siembra Cirilo Segura se venda a buen precio y que pueda generar muchos empleos. Pero es que no tenemos apoyo. Los políticos deben aprender que esto no se resuelve con palabras”, indica Robin Alcántara.

El anuncio sobre la reconversión agrícola que hará el Gobierno, tomando como modelo a San Juan de la Maguana, lo hizo el presidente Danilo Medina el 22 de febrero de este año, en un acto donde habló de invertir RD$12,700 millones, para un período de 10 años, con financiamiento del BID.

 Según el mandatario, el programa consiste en cambiar el proceso de producción agrícola tradicional de cultivos de arroz, habichuelas, maíz y cebolla, por vegetales, frutas tropicales y otros rubros de valor comercial, a través de invernaderos.

El proyecto incluye, además, la instalación de 10 plantas de conservación de productos. Esa iniciativa no encaja directamente con la aspiración de los cultivadores, algunos están en desacuerdo con algunos puntos.

Los primeros invernaderos del proyecto de reconversión debían estar instalados dos meses después de que el Presidente hizo el anuncio, partiendo de lo que dijo en la actividad el ministro de Agricultura, Luis Ramón Rodríguez.

Si se toma en cuenta el mismo anuncio, esos invernaderos debían estar listos ya porque se prometió hacerlos en siete meses.

Según la Red de Organizaciones Agropecuarias Sostenibles del Valle de San Juan nada de eso se ha hecho. Para los invernaderos el Gobierno prometió aportar RD$1,000 millones para instalar 500,000 metros cuadrados de esas estructuras. A pesar de las críticas, los productores de habichuela de San Juan reconocen que el pasado año tuvieron un apoyo importante del Gobierno, que esperan se repita para 2013.

Recomienda este artículo en las redes :
 
Contacto:Tels: 829 - 944 - 1313 y 809-524 - 2420
- Para nota de prensa o denunciar un caso escríbanos a: jm818420@live.com